Estimado cliente,

 

Avianca ha volado por los cielos por más de 100 años, y estamos comprometidos con nuestro propósito de conectar a las personas, familias y empresas con el mundo. En todo lo que hacemos, proveer seguridad y bienestar a nuestros clientes es nuestra principal prioridad. Esto ha sido así durante la pandemia del COVID-19 y continuará cuando se levanten las restricciones de viaje en los países en los que prestamos servicio. Esperamos volver a los cielos y ayudarles a visitar, con mayor seguridad, a las personas y los lugares que aman.

Mientras tanto, estamos tomando medidas para asegurarnos de que tenemos la fuerza financiera necesaria para continuar prestando el servicio que nos caracteriza en el futuro. Hoy, Avianca presentó voluntariamente un procedimiento de reorganización en el marco del Capítulo 11 de la Ley de Bancarrota de Estados Unidos. Lo hicimos para proteger nuestro negocio mientras continuamos afrontando los efectos de la pandemia del COVID-19, así como para gestionar de manera integral nuestra deuda y otros compromisos.

 

Esto es lo que necesita saber:

 

Avianca seguirá operando sirviendo a nuestros clientes dentro de este proceso. Avianca volverá a los cielos y continuará volando una vez que se levanten gradualmente las restricciones de viaje generadas por el COVID-19.

Su seguridad y bienestar siguen siendo una prioridad para nosotros hoy y en el futuro. Tenga la confianza de que podrá seguir disfrutando de Avianca para un viaje aéreo seguro, confiable y con un servicio de alta calidad. Para ese fin, Avianca ha implementado una serie de medidas para garantizar la seguridad y el bienestar de nuestros empleados y clientes. 

Nuestros clientes podrán seguir gestionando los viajes y volando con Avianca de la misma manera que siempre lo han hecho. Planeamos honrar todos los programas de clientes a lo largo de este proceso.

Avianca ha presentado solicitudes para mantener sus programas de clientes durante todo este proceso, por ello los clientes pueden confiar en seguir organizando viajes y volando con Avianca de la misma manera que siempre lo han hecho.

Así mismo, los clientes pueden usar los tiquetes, vouchers y bonos de regalo comprados antes de que Avianca iniciara este proceso. Adicionalmente, continuarán acumulando millas cuando vuelen con la aerolínea, y podrán continuar redimiendo las millas acumuladas a través de LifeMiles™ para adquirir tiquetes con Avianca durante este proceso. Se mantienen activos los beneficios adicionales de viajero frecuente, incluyendo acceso a Salas VIP, check-in prioritario, ascensos y otros beneficios. Avianca también espera continuar emitiendo reembolsos de tiquetes y honrar los bonos de viaje y pagos o créditos asociados a reclamos de equipaje o de servicios de acuerdo con sus políticas habituales.

Dado el impacto que el COVID-19 ha tenido en los planes de viaje, continuaremos con nuestra política de flexibilidad. Sujeto a las políticas del gobierno, esperamos continuar permitiendo múltiples cambios, sin penalidades ni cargos por diferencias de tarifas para los tiquetes previamente emitidos y/o nuevos comprados siempre que el vuelo original y cambiado sean hasta el 31 de octubre 2020. Todos los clientes que hayan reservado o vayan a comprar vuelos durante este período pueden estar seguros de que pueden confiar en Avianca.

El programa LifeMiles™ es administrado por una empresa independiente y NO forma parte de la declaración del Capítulo 11 de Avianca.

Los clientes de Avianca continuarán acumulando millas cuando vuelen con Avianca, y pueden continuar redimiendo sus millas obtenidas a través de LifeMiles™ para adquirir los boletos con Avianca a lo largo de este proceso. Los tiquetes adquiridos a través de la redención de millas de LifeMiles™ continuarán exentos de penalidades, hasta el 31 de octubre del 2020.

Estamos orgullosos de nuestro legado de 100 años, y esperamos seguir sirviéndoles. Gracias por su continua lealtad.

Comparte esta nota